LA SEGUNDA VIDA DE UNA ECONOMISTA

La propietaria de una bodega mendocina fue reconocida en la revista Forbes

Anne Bous­quet, pro­pie­ta­ria de la bode­ga fami­liar Domai­ne Bous­quet, es la pro­ta­go­nis­ta de la his­to­ria de vida en la Revis­ta For­bes, pres­ti­gio­sa publi­ca­ción nor­te­ame­ri­ca­na, de rele­van­cia inter­na­cio­nal, sobre eco­no­mía y negocios.

MDZ Sociales

Con el títu­lo de “La segun­da vida de una eco­no­mis­ta como pro­pie­ta­ria de una bode­ga en Argen­ti­na”, la perio­dis­ta Cath­ri­ne Todd rela­ta la elec­ción de vida de Anne Bous­quet, quien dejó su exi­to­sa carre­ra como eco­no­mis­ta con un impor­tan­te car­go en una empre­sa en Bru­se­las, Bél­gi­ca, para hacer­se car­go de la bode­ga de pro­duc­ción orgá­ni­ca que fun­dó su padre a fines de los años 90 en Gual­ta­llary. Así, Anne con­ti­nua el lega­do fami­liar con­vir­tién­do­se en la cuar­ta gene­ra­ción de bode­gue­ros de ape­lli­do Bousquet.

Jun­to a su mari­do Labid Ame­ri, tam­bién eco­no­mis­ta y a car­go del comer­cio exte­rior de Domai­ne Bous­quet, deja­ron la vida en las gran­des ciu­da­des euro­peas para mudar­se a Tupun­ga­to y con­ver­tir a la bode­ga fami­liar en la mayor expor­ta­do­ra en la cate­go­ría de vino orgánico.

Para acce­der a la nota com­ple­ta, ¡hacé click!

Pre­via­men­te, hace poco más de un mes, For­bes le dedi­có una nota a Domai­ne Bous­quet como bode­ga líder en la ela­bo­ra­ción de vinos orgá­ni­cos y sin sul­fi­tos.

Domai­ne Bous­quet ela­bo­ra vinos orgá­ni­cos de Gual­ta­llary, “Vinos natu­ral­men­te ele­gan­tes”. Es el lega­do de una lar­ga y pres­ti­gio­sa his­to­ria que lle­va el ape­lli­do Bous­quet. Una fami­lia que lle­va Cua­tro Gene­ra­cio­nes de tra­di­ción viti­vi­ní­co­la, pro­ve­nien­te de la región de Car­cas­so­ne, al sur de Fran­cia. La bode­ga nació en el año 1997, cuan­do la Fami­lia deci­dió tras­la­dar­se des­de Fran­cia has­ta el pie de la Cor­di­lle­ra de los Andes y adqui­rir adqui­rió 240 hec­tá­reas de viñe­dos, don­de pro­du­cir los mejo­res vinos orgánicos.

¨Nues­tro prin­ci­pal obje­ti­vo es el de com­bi­nar téc­ni­cas de ela­bo­ra­ción de vino euro­peas, con el cli­ma y terroir excep­cio­na­les de la región. Nues­tra filo­so­fía de tra­ba­jo se enfo­ca en la pre­ser­va­ción de la alta cali­dad de las uvas; por esa razón el mane­jo deli­ca­do de la fru­ta es el prin­ci­pio que rige a la bode­ga y una de las prin­ci­pa­les razo­nes por las cua­les deci­di­mos ser Orgá­ni­cos des­de nues­tros comien­zos¨ expli­có Anne Bous­quet, due­ña de la bodega.

Los viñe­dos cul­ti­va­dos orgá­ni­ca­men­te tie­nen pro­duc­cio­nes más bajas, pero de más con­cen­tra­ción y sabor que aque­llos tra­ta­dos con agro­quí­mi­cos, per­mi­tien­do que los sabo­res úni­cos de los fru­tos de los viñe­dos se des­ta­quen de mane­ra asombrosa.

En el año 2002 Domai­ne Bous­quet tuvo su pri­me­ra cose­cha y en pocos años logró con­so­li­dar­se como líder de expor­ta­cio­nes del seg­men­to “Vinos Orgá­ni­cos” con pre­sen­cia en más de 50 paí­ses. La eno­lo­gía está a car­go de Rodri­go Serrano Alou.

Menú